Entradas

Mostrando las entradas de mayo 25, 2008

Dia Catorce

Camino entre la gente casi sin saber a donde voy, el ruido, el dolor, la soledad pasan por mi costado como enormes montones de paja en una ciudad vacía. Yo tambien camino con dolor. Mas este dolor es físico e intratable, cada día tratar una droga nueva, destruyéndose mi estómago, mi ánimo, mi fuerza. La bulla de la gente feliz pasa por mi lado sin prestarme atención, yo paso sin mirarla. Somos dos desconocidas, caminando en direcciones opuestas de la misma vereda.

Como poco, me duele comer. Mi placer favorito se ha esfumado, por eso llego a casa cansada y me acuesto sin sueño. EL resto de la tarde son vasos con agua tibia a medio terminar, pastillas, alguna que otra inyección, una pañoleta estridente amarrada a mis sienes trtanado de contener una migraña que surge por falta de alimento y mucho pensar.

He tenido mucho tiempo para pensar y soñar. Mi último sueño, casi pesadilla es justo aun árbolde olivo que descansa en una pared vieja del patio de mi casa, abajo un riachuelo y alguien d…