Entradas

Mostrando las entradas de julio 30, 2006

Durmiendo Sola

Imagen
Vivir en libertad no es un enojo, pero a veces jode.

Ayer desperté con una pesadilla de asfixia, después de muchos años. Recuerdo que la última vez con una pesadilla de ese estilo fue a los 8 años, por una hemorragia nasal mientras dormía. Esta vez no hubo ninguna hemorragia, solo fue que no podía respirar, el sueño no tiene nada de espectacular, solo recuerdo la sensación de ahogo y despertar con mucha angustia y un llanto que no llegaba a despabilarse totalmente.

Entonces pensé en él y en lo agradable que era compartir la pequeña cama. Porque ya no está cuando lo necesito?

Después del incidente asfíctico, dormí un poco mas. Me levanté a darme una larga ducha para poder empezar bien el día y mientras enjabonaba mis tobillos y restregaba mis pantorrillas, levanté la cabeza y ¡plum! Algo sonó en mi cráneo. Acaba de chocar mi cabeza contra los grifos y sentía mi hueso occipital incrustado por una manija de metal.
Me tomé de la cabeza y esperé que no sangrara, pues tendrían que raparme el pe…

Salsa!

Imagen
Estos días estaba todo bien y ¡CATAPLUM! Llegaron las hormonas…

Pero ese es otro tema, pequeñas melancolías pasajeras aunadas a cambios químicos que no puedo evitar. Ya me habían dicho que ser mujer lo determina más el influjo químico que el querer o no querer decir bobadas. Estoy a mitad de ciclo, ag!

Encima, oigo salsa por todos lados.

No se que ocurre, pero por aquí la salsa está invadiéndolo todo. Me di cuenta mientras leía algunas cosas sobre gerencia que me estaban dando sueño, mareos, vómitos y mal humor. En eso sonó una salsa. Yo no soy fanática, es más cuando era adolescente la odiaba. Escuchar determinado tipo de música es elitista y a esa edad en donde todos tratan de marcar su territorio, el oír salsa era como decir solo soy del montón.

Luego, no se que pasó. Es decir, ya tenía mis gustos por la música bien perfilados, así que no había riesgo en probar nuevas corrientes. La salsa per se jamás me gustó, pero si otros ritmos caribeños, o las fusiones con ellos. Como yo en parte s…

Los dos saltos

Imagen
Hay dos puntos de inflexión en mi vida: Dos saltos al vacío. pero no hablo de mi vida desde siempre, sino de mi vida después de él. El primer salto fue Rafa, a quien le abrí el manantial de mis llantos y me confesé en todas las formas, hasta quedarme seca y libre de culpa. El segundo salto fue hace una semana. Me atreví a saltar al vacío y al igula que en un juego de video heme aquí, en otro nivel. Dispuesta a vivir de nuevo, no porque crea en la felicidad, sino porque empiezo a creer en mí y eso es genial. ***** Manuel Hurtado/Sola

De camino

Imagen
Ayer salí a caminar. Fue a la mejor hora de la tarde, cuando las tiendas están abriendo de nuevo y no hay demasiada gente en las calles. El sol entonces cae lenta y tibiamente por toda la ciudad, pero sin colores granates. Solo una luz dorada, que hace ver las cúpulas de las iglesias mas limpias, los balcones más antiguos, los jardines más verdes.

Yo paseo por la ciudad, sin mucho arreglo en la cara. Solo con una cola y ropa de deporte. A decir verdad, no entré a la ducha ayer. Me vengué el hecho de haberme tenido que bañar y despertar temprano el domingo. Salí con el buzo negro y las zapatillas azules, tan planas que parecen de ballet.

Eso me agrada, me agradan esas zapatillas, que me hacen sentir todos los detalles del suelo. Que me hacen deslizar por las veredas enlucidas, como si fueran patines, como si viajara sobre agua. Me agrada eso, también dar pequeños saltos mientras camino, al principio sin darme cuenta, luego conscientemente. Ayer hice una imitación de pasos de baile. Dos o…

Ser Mujer ¿bella o boba?

Imagen
A mi me gustan las mujeres. Pero no me acostaría con ninguna. Aun no.

¿Por qué de pronto confesar algo, que a cualquier tonto sin una comprensión de lectura mínima podría hacerle comentar que soy lesbiana o mínimo bisexual?

Porque es necesario. Necesario decir que para mi los seres mas bellos del mundo serán siempre las mujeres. Lástima que casi siempre digan bobadas.

Como yo.

Una mujer es bella en si misma, pero su boca puede llevar a convertir su belleza en una fealdad absoluta. Su gesto podría llevar a saberla abominable, algunas veces, digna solo de ser dejada de lado.

¿Por qué las mujeres decimos esas cosas bobas? ¿Por qué empañamos el rastro de belleza con nuestra ignorancia? ¿Con esas frases huecas?

No, esta vez no vale compararse con los hombres. Ese es un asunto aparte. La comparación con un hombre no me hace mas buena ni mas mala. No me hace sentir mejor. Cada ser debe aspirar a ser el mejor de su especie. Acercarse a la perfección de su género. Entonces repito, siendo las mujeres…

Volver

Imagen
Escribiria cada hora de ser preciso. Ya me conoces yo soy así. Tal vez lo haga, me gusta hacerlo.
Me gusta escribir y tomar fotografías y comprar música rara y sentir.

Eso me gusta tanto, no puedo ya evitarlo. Una vez que comienzas a sentir, ya no puedas dejar de hacerlo. Ha sido un proceso difícil, pero ya voy volviendo a mi cuerpo.

Antes lo admito, tenía miedo. Miedo de volver a sentir y miedo de no ser la misma de antes.
Me sentía tan sucia, tan mal conmigo misma. Trataba inútilmente de volver a quererme, era imposible. Necesitaba de alguien que me empujara en el camino de retorno, alguien que no me diera una esperanza para volvermela a quitar, sino alguien para apoyarme, alguien para confiar.

Ahora pienso que la amistad es mejor que el amor, es mejor que la pasión. Es mejor que todo.
Es un sentimiento que continua, se transforma, te bota, te recoge, te tira al suelo y finalmente te acoge.

Si, Acoger es la palabra precisa. Ese sentimiento de ser aceptado, de poder dar sin miedos. De besa…

De Medio Cielo

Imagen
Yo no se como volví, pero estoy de vuelta. Es raro volver a estar sola ante un computador, volver a escribir a solas, desatarse en algún pensamiento obsceno y amoldarlo, chuparlo, exprimirlo, hasta hacerlo digerible sobre una página en blanco.

De hecho yo no se como estoy de vuelta, o si de verdad estuve en otra parte. Por momento sentí que lo estaba, me dije a mi misma: “Estas son las vacaciones en medio cielo”... y eso parecía.

He paseado bajo un cielo color azul tan intenso, antes de caer la tarde, viendo las banderas bicolores, sobre los techos claros, junto a los balcones de madera, moviendose bajo la caricia de un viento que tambien era el mio,
con el color blanco y rojo perfilando el trayecto de mis sueños.

Y yo he pensado que no estaba aquí, que estaba en cualquier parte, porque así ha sido.

Un viaje de retorno a mí, sin miedos ni presiones.

Un viaje para demostrarme que sigo viva, que puedo sentir, darlo todo y recibir.
Un viaje en el que todas las capas de piel caen disueltas por u…