Ultimo dia de Janeiro

Ahora escribo un diario de paginas que se empapan con cada lluvia paulista.
Cada día es un aprendizaje extranho.
Mis únicos aliados: El paraguas, un mapa y las Merrel.
Creo que me caminaré Brazil entero y la gente me seguirá sorprendiendo.

Debo irme.

Un beso.
Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

"El VIAJE"

Poniendo el Pecho

Olor a hembra

Ser Mujer ¿bella o boba?

Frases Matapasiones