Solitudes

Es una joda estar sola, a veces extraño ver una pelicula al lado de alguien o comentar de algo en el almuerzo. Pelear con alguien. Pero estoy sola y creo que mi estado animico ya no se debe a la falta de una persona especifica, sino de alguien que acompañe mi rutina diaria. Me he reducido a hablar por chat con un tipo a millas de mi y a que mi unica comunicacion sea a traves de este monologo diario. Durante mi diario de vivir me cruzo con muchas personas pero no hablo con nadie en realidad, no hablo de nada que pueda fatigar mi mente un poco o " hacer trotar mi corazon"...hablo de cosas banales o de estructura de lenguaje. a veces pienso que estoy en tantos cursos de idiomas solo porque buscaba una forma de comunicarme, ya que el castellano parecia tener carencia de palabras.

Me gusta estar sola, que nadie lo dude. Sola en casa los dias en que decido no asearme, sola al dormir, sola cuando camino con mi helado de lucuma bajo la llovizna de verano, sola mientras oigo samba en la ducha, o sola cuando leo algun libro especial. Lo malo es estar sola cuando tienes un batallon de gente alrededor. Cuando se te ocurre ir al cine el dia de los enamorados porque ni recordabas la fecha y te hallas a cientos de parejas con la original idea de ver la misma pelicula que tu ese mismo dia. O cuando voy a almorzar y me siento en mi mesa sola, mientras alrededor todos comparten alguna charla idiota. Sola cuando hay que ir a un concierto del cual reservaste la entrada hace un mes y que de pronto te das cuenta que no hay con quien ir, porque todos tus conocidos iran a zona panoramica a mirar con catalejos.

Hoy estaba en el restaurante de siempre, me agrada que ya todos alli me conozcan, porque me reservan alguna mesa o me recomiendan uno que otro plato; lo que me desagrada es esa mirada sobre mi, como si fuera extraterrestre por el hecho de almorzar sola. Antes solia almorzar con un chico que estudia filosofia y me suele hablar de Hobbes y otros; pero la llegada del verano lo debe haber llevado por otros rumbos, asi que almuerzo sola con el discman puesto para no oir la version instrumental de Alfonsina y el mar que a veces pienso me llevara a las lagrimas.

Hoy llegue temprano y me recibio el mozo de siempre con su amplia sonrisa, parece que el hecho de verme a diario le hace creer que ya somos amigos y me da la bienvenida guiandome a una mesa junto a la ventana, pero como estoy con la migraña y fobia a la luz me niego.
- Hoy no desea mirar a la calle, la señorita?
- No, hoy prefiero un lugar algo apartado, habra alguna mesa?
- si, hay uno perfecto- y me conduce al otro salon junto al escenario
me acomodo el cabello y comienzo a mirar hacia la entrada sin mirar realmente.
Cuando trae el plato, el mozo me sonrie y comenta
- Ya llegara...

Suena como una profesia, me pregunto si la soledad se me ha comenzado a notar en la cara.
3 comentarios

Entradas más populares de este blog

"El VIAJE"

Poniendo el Pecho

Olor a hembra

Ser Mujer ¿bella o boba?

Frases Matapasiones