Entradas

Mostrando las entradas de enero 22, 2006

Deseos

El me mira congestionado de ira, no lo puedo creer, se siente un loser. Por azar yo tengo trabajo y el no, estoy viviendo sola mientras el permanece refugiado en casa de sus tios y probablemente me vaya del país en unos meses gracias a mi marinovio. Me mira y me dice sentir que no soporta más.
- ¿que es lo que no soportas?- le pregunto
- Esta vida…seguir dependiendo de mis padres, vivir de prestado en esta ciudad de infierno, donde nunca tengo la suficiente plata.
- Todos estamos igual- digo, tratando de animarlo. Solo es cuestión de tiempo, eres brillante. No conozco a nadie que a tu edad sepa lo que tu ya dominas, solo es cuest..
- Carajo, no es eso!- Me grita irritado. Toma aire y vuelve a empezar. No sabes todos los planes que yo tenia cuando estaba aun en el colegio, para estas fechas yo me imaginaba teniendo mi departamento propio, mi auto y haber salido del país…pero mírame!
- Diego, por que te torturas? solo tienes 24 años…

24 años, pienso para mis adentros, no puedo creer qu…

Sobre "Ella"

Para hablar de ella tengo que hablar de lo fresca de la tarde en que nos conocimos, un miércoles que olía como cada vez que estoy feliz, a fragancia de duraznos maduros y a primavera. No se cuantas veces la había visto pasar antes, pero solo esa mañana la encontré especialmente bella y especialmente dispuesta a dejarse amar, caminaba suavemente con la mirada extraviada, tan ausente del mundo como un hada dormida. Yo la vi y no pude evitar amarla, dirigirle una palabra que humillaba su frescor de flor nueva y lograr el cielo con una de sus miradas de almendra.

No se como fue que ella también logro mirarme, tal vez quería hacerlo, tal vez era el momento propicio para desnudarme ante una mujer de los pies a la cabeza y creo que lo hice bien, le conté quien era yo y porque estaba solo, le hable de mi naufragio en el amor, de mis noches de insomnio, de mis llantos por aquella otra y le hable del amor como si fuera una palabra conocida que tuviera el infinito poder de unirnos, pero ella no m…

Viernes

Algo entibia mi ser en esta fria mañana, algo me ha hecho despertar y sentir que estoy viva, es la calidez de un sentimiento casi olvidado, un tornado de sensaciones que me hacen salivar mas profusamente y originan temblor en mi mano. Un cumulo de sensaciones que no puede explicarme, un extraño equilibrio que hacia tiempo me faltaba.

He vuelto a escribir lo cual me hace bien, pero tambien he vuelto a salir a la calle y a caminar sin miedo. Camino a diario por las calles del centro de la ciudad mirando a los mendigos y los hombres de corbata, camino cruzandome con mujeres en edad media, con turistas y vendedores, camino pensando en que tarde o temprano tendre que caminar acompañada y ese sentimiento ya no me aterra o causa ansiedad. Cruzo el puente que me lleva a casa y contemplo el color de las aguas, ese aliento a humedad que empaña la alameda y hace reverdecer los arboles del lindero. Camino despacio, porque nunca hay prisa por llegar a casa, saludo a los mozos del restaurante vecin…

Doctor NO

Ella suele caminar con la ropa suelta, con el vestido corto y la ausencia de bragas que la hace sentir mala. Ella va coqueteando con su mirada de tristeza a los tipos de la calle, va encendiendoles la curiosidad con su mirada languida de niña que pide ayuda, va por la calle y no se detiene ante nada, pisa segura el suelo resbaloso, ella no le teme a nadie.

El atardecer cae sobre la ciudad lentamente, difuminado en sepias y dorados, y ella camina ligera como si el frio no le importara, va por la vereda agitando su sensualidad guardada, esperando que le hagan daño, esperando poder sentir algo que no sea nostalgia, algo que la levante por los aires, que la haga volar y caer al asafalto, que la haga sentir viva: Ella ya no le teme a nada, todo le ha ocurrido.

Piensa en el, en el y los otros, todos los que han querido tocarla, todos los que han perdido su oportunidad con ella por una palabra necia, por una caligrafia incorrecta o por una billetera vacia. Piensa en los que estuvieron antes de…

Solitudes

Es una joda estar sola, a veces extraño ver una pelicula al lado de alguien o comentar de algo en el almuerzo. Pelear con alguien. Pero estoy sola y creo que mi estado animico ya no se debe a la falta de una persona especifica, sino de alguien que acompañe mi rutina diaria. Me he reducido a hablar por chat con un tipo a millas de mi y a que mi unica comunicacion sea a traves de este monologo diario. Durante mi diario de vivir me cruzo con muchas personas pero no hablo con nadie en realidad, no hablo de nada que pueda fatigar mi mente un poco o " hacer trotar mi corazon"...hablo de cosas banales o de estructura de lenguaje. a veces pienso que estoy en tantos cursos de idiomas solo porque buscaba una forma de comunicarme, ya que el castellano parecia tener carencia de palabras.

Me gusta estar sola, que nadie lo dude. Sola en casa los dias en que decido no asearme, sola al dormir, sola cuando camino con mi helado de lucuma bajo la llovizna de verano, sola mientras oigo samba en …

cuatro

Los dias transcurren lentos en la nueva casa, ella sigue yendose temprano y regresando tarde, ignorando esas peleas estupidas entre ambos hermanos mayores...insultos sobre sexualidad y frustracion que hieren el ambiente.

Por las noches Eva le cuenta cosas que ella no desea saber. Dice que sabe que su hermano le mira las tetas con concupiscencia, Eva tiene esos senos enormes de matrona antigua y dice que su hermano se los mira dia y noche, que la espia en la ducha cuando se baña y que siente su respiracion tras la cortina cuando se cambia en las mañanas, Eva dice sentir miedo por ambas; pero ella se tapa los oidos, le enferma esa obsesion de Eva de sentirse observada y de decir que su hermano no se casa con nadie porque la desea a ella. Se oculta bajo las sabanas fingiendo dormir mientras reflexiona sino sera Eva la que no se va de casa por la misma razon.

Un dia sucede lo inevitable: Mientra ella y Eva leen revistas en la cama, su hermano giganton la llama al cuarto para mostrarle el n…

De vuelta a la ciudad

Pense que no tendria que volver a utilizar este espacio para hablar de mi. Pense que de ahora en adelante podria seguir yo con mi vida y el blogg en tercera persona, por otra vereda. Pero no es asi. He vuelto porque no se a quien decirle que me volvi a romper, que mis goteras no habian sido tapadas a tiempo y ayer me desborde en llanto y no lo pude ocultar. La excusa fue la estupidez mas grande del mundo: Me robaron la cartera, alli estaba mi vestido nuevo, el reloj y la camara digital...el unico recuerdo que tengo de el del innombrable, yase que hablar de el solo me sirve como repelente para hombres, pero me jode que un mero simbolismo como perder esa camara me hiciera llorar y doler tanto el pecho como si lo hubiera vuelto a perder a el. Y lo peor no fue eso, fue revivir la pelicula de Abril del 2004 a la fecha con una dolorosa certeza del amor perdido, de saber que el periodo de duelo no termina del todo. Saber, que no puedes querer a nadie que este pasando por lo mismo, porque ent…